Yoga para mejorar la circulación de las piernas

Sentir las piernas cansadas es algo que ocurre con más frecuencia de lo que crees. Hoy te contamos cómo el yoga puede ayudarte a mejorar la circulación de las piernas y aliviar esa pesadez en el tren inferior.

Se calcula que en España unos 15 millones de personas presentan los signos de piernas cansadas en su día a día. Esta alta prevalencia se potencia con el estilo de vida que, cada vez, es más sedentario y les obliga a pasar largo tiempo de pie o sentados.

También influyen aspectos hormonales, la alimentación y los hábitos. Por lo que esta sensación de pesadez y calambres en las piernas, o notar los tobillos y pies hinchados, es algo cada vez más común en nuestros días.

Cómo combatir las piernas cansadas

Una de las causas que afecta a la circulación de las piernas es la insuficiencia venosa crónica (IVC). Una disminución de la elasticidad de las venas, que provoca que éstas se dilaten y sus válvulas no cierren bien. Puedes ver más información sobre la salud de las piernas en el Segundo Estudio CinfaSalud sobre piernas e insuficiencia venosa crónica.

Según los expertos, para combatir los síntomas de las piernas cansadas y mejorar la circulación venosa en la zona, es importante mantener unos hábitos de vida que potencien la actividad física moderada, el cuidado del edema y llevar una buena alimentación.

Los masajes y técnicas de fisioterapia para reducir la hinchazón en las piernas es también recomendable.

El uso de cremas y medias terapéuticas también es una opción para combatir los problemas circulatorios de las piernas. Sobre todo cuando la sensación de piernas cansada imposibilita realizar las tareas del día a día.

Es importante que, si tienes sensación de pesadez, hinchazón en tobillos y pies, o notas hormigueo en las piernas, recibas la orientación profesional para saber qué tipo de medidas debes aplicar a tu caso concreto.

Yoga para mejorar las piernas cansadas

Como hemos visto antes, realizar ejercicio físico de forma regular, ayuda a tu sistema circulatorio a funcionar de forma óptima.

En esta rutina podrás realizar una serie de ejercicios y posturas que te ayudarán a movilizar el tren inferior, tonificar y relajar las piernas para evitar el cansancio, esa sensación de pesadez y disminuir la hinchazón en la zona.

Esta rutina de yoga también sirve para mejorar la circulación de la sangre en general, algo fundamental para la salud de tus piernas.

Te recomendamos que realices la rutina en las horas de menos calor, así ayudarás a que tus piernas respondan mejor y no harás un sobre esfuerzo.

Quienes pueden hacer esta rutina de yoga para mejorar la circulación de las piernas

Esta clase de yoga para piernas puede realizarla cualquier persona mayor de 18 años, o menores que estén en compañía de un adulto y que no presenten problemas de salud.

Puedes realizarla si tienes algunos de los síntomas descritos anteriormente, incluso si no los tienes pero deseas mejorar el tono en tus piernas.

Contraindicaciones

Si presentas alguna patología relacionada con la circulación de las piernas, es conveniente que preguntes a tu médico antes de realizar esta, o cualquier tipo de rutina de ejercicios.

Si hay posibilidad de que un coágulo se desprenda, por ejemplo si tienes problemas más graves de piernas, es el médico quien tiene que decirte si te da el visto bueno para hacer ejercicios de este tipo.

En esta rutina trabajarás durante largo rato con las piernas en alto, lo que sería una posición de invertidas, por lo que si tienes problemas como glaucoma, desprendimiento de retina o hipertensión, no se recomiendan las invertidas en tu caso. Es mejor que hagas otro tipo de rutinas de movilización de piernas, salgas a caminar cada día al menos 20 minutos para que tus piernas funcionan mejor.

Qué necesitas para hacer esta clase de yoga

La rutina que compartimos hoy se realiza en suelo, así que será necesario que tengas a mano una esterilla o mat de yoga para hacerla con comodidad. Si no tienes una esterilla puedes realizarla en una alfombra.

Busca un lugar cómodo y que esté cercano a una pared, ya que al final de la clase vas a utilizar la pared para poner las piernas en alto.

Rutina de Yoga para Piernas cansadas

Mejora la circulación de las piernas con esta rutina de yoga de solo 17 minutos.

Comienza tumbándote sobre la esterilla. Separa tus pies y deja que todo tu cuerpo se acomode sobre el suelo.

Realiza suaves movimientos hacia un lado y hacia el otro con tus pies, para ir soltando la tensión de las piernas.

Relaja tu cara, tus manos, tus hombros y comienza a conectar con tu respiración, inhalando y exhalando por la nariz de forma natural.

A continuación sigue las indicaciones de la rutina. Pon atención a tu respiración durante toda la clase y recuerda que siempre puedes parar a descansar cuando lo necesites.

Esperamos que esta rutina te ayude a liberar la tensión de las piernas, a sentirlas menos pesadas y que notes esa ligereza en tus piernas.

Te recomendamos que hagas esta rutina unas 2- 3 veces a las semanas para notar cambios a largo plazo.

Y si quieres mejorar tus hábitos diarios, haciendo yoga cada día, aquí tienes una rutina de 15 minutos para empezar el día sintiéndote bien.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Permitir notificaciones    Ok No thanks