Y la gente se quedó en casa. Poema viral del COVID 19

Llevamos ya cuatro semanas de confinamiento por el COVID 19 y todos notamos los efectos de esta cuarentena en muchos aspectos de nuestra vida diaria.

Además de las noticias sobre el virus y los estados de alarma en muchos países, hemos podido ver grandes muestras de solidaridad entre las personas porque, como es habitual, las grandes crisis sacan a relucir la parte más humana de cada uno de nosotros.

Así lo han demostrado tantas y tantos trabajadores de la salud y otros sectores imprescindibles para mantener el orden y el abastecimiento de alimentos o medicinas.

Sin duda esta gran crisis global por Covid 19 nos está exigiendo que busquemos lo mejor dentro de nosotros. Tanto para mantener la calma y cuidarnos desde casa, como para aportar un granito de arena a la sociedad, dentro de nuestras posibilidades.

Entre esta marea de solidaridad y empatía, también nacen reflexiones y muestras de sensibilidad como como el poema de Kitty O’Meara, que se hizo viral en las redes sociales llamado «Y la gente se quedó en casa».

Y la gente se quedó en casa, el poema viral de la cuarentena

La autora de este conocido poema es una profesora jubilada que presta ayuda en hospitales de Estados Unidos y que tuvo el impulso de retratar lo que estaba viviendo y observando en la sociedad.

Este poema llegó hace ya varias semanas, cuando comenzamos a vivir la cuarentena por Covid 19 y en él escribió sobre la transformación que está experimentando la gente dentro de sus casas.

Y la gente se quedó en casa

“Y la gente se quedó en casa. Y leía libros y escuchaba. Y descansaba y hacía ejercicio. Y creaba arte y jugaba. Y aprendía nuevas formas de ser, de estar quieto. Y se detenía. Y escuchaba más profundamente.

Algunos meditaban. Algunos rezaban. Alguno bailaban. Algunos hallaron sus sombras. Y la gente empezó a pensar de forma diferente.

Y la gente sanó. Y, en ausencia de personas que viven en la ignorancia y el peligro, sin sentido y sin corazón, la Tierra comenzó a sanar.

Y cuando pasó el peligro, y la gente se unió de nuevo, lamentaron sus pérdidas, tomaron nuevas decisiones, soñaron nuevas imágenes, crearon nuevas formas de vivir y curaron la tierra por completo, tal y como ellos habían sido curados».

Autora: Kitty O’meara

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Permitir notificaciones    OK No thanks