Fallece Louise Hay, autora de la obra “Usted puede sanar su Vida”

Ayer, 30 de agosto de 2017, falleció la escritora estadounidense Louise Hay con 90 años de edad, autora del Best Seller “Usted puede sanar su Vida”.

Louise Hay fue una mujer llena de energía y valentía que superó grandes dificultades a lo largo de su vida. Fue capaz de sanarse a sí misma tanto a nivel físico como emocional y de llegar a todo el mundo con su mensaje:

“Lo que creemos de nosotros mismos y de la vida llega a ser nuestra verdad”

En  su libro “Usted puede sanar su vida”  la autora explica como es posible sanar nuestro cuerpo y nuestro espíritu cambiando nuestras creencias limitantes enraizadas sobre nosotros mismos (nuestras creencias e ideas sobre nosotros mismos a menudo son la causa de nuestros problemas emocionales y nuestros males físicos) y como, usando ciertas herramientas mentales, podemos cambiar nuestros pensamientos (y con ello nuestras vidas) para mejor.

Con su trabajo ha ayudado a millones de personas a sentirse amadas, valoradas y llenas de confianza para enfrentar la vida. Como también a superar pérdidas y procesos difíciles.

Hermoso mensaje de Louise Hay para la muerte

“Cuando yo me vaya, no quiero que llores, quédate en silencio, sin decir palabras, y vive recuerdos, reconforta el alma.

Cuando yo me duerma, respeta mi sueño, por algo me duermo; por algo me he ido.
Si sientes mi ausencia, no pronuncies nada, y casi en el aire, con paso muy fino, búscame en mi casa, búscame en mis libros, búscame en mis cartas, y entre los papeles que he escrito apurado.

Ponte mis camisas, mi sweater, mi saco y puedes usar todos mis zapatos. Te presto mi cuarto, mi almohada, mi cama, y cuando haga frío, ponte mis bufandas.
Te puedes comer todo el chocolate y beberte el vino que dejé guardado. Escucha ese tema que a mí me gustaba, usa mi perfume y riega mis plantas.

Si tapan mi cuerpo, no me tengas lástima, corre hacia el espacio, libera tu alma, palpa la poesía, la música, el canto y deja que el viento juegue con tu cara. Besa bien la tierra, toma toda el agua y aprende el idioma vivo de los pájaros.

Si me extrañas mucho, disimula el acto, búscame en los niños, el café, la radio y en el sitio ése donde me ocultaba.
No pronuncies nunca la palabra muerte. A veces es más triste vivir olvidado que morir mil veces y ser recordado.

Cuando yo me duerma, no me lleves flores a una tumba amarga, grita con la fuerza de toda tu entraña que el mundo está vivo y sigue su marcha.

La llama encendida no se va a apagar por el simple hecho de que no esté más.
Los hombres que “viven” no se mueren nunca, se duermen de a ratos, de a ratos pequeños, y el sueño infinito es sólo una excusa.

Cuando yo me vaya, extiende tu mano, y estarás conmigo sellada en contacto, y aunque no me veas, y aunque no me palpes, sabrás que por siempre estaré a tu lado.
Entonces, un día, sonriente y vibrante, sabrás que volví para no marcharme.”

Gracias Louise por tu obra y pasión

Quienes conocemos su obra nos sentimos agradecidos.

Gracias Louise por ser una mujer valiente y luchadora. Por enseñarnos con tu experiencia que es posible ser feliz y más  aún, enseñarnos que esa felicidad la construimos cada uno de nosotros, porque todo lo que creamos viene desde dentro.

Comparto contigo una de sus afirmaciones que más me gustan y que me ayuda a encontrar el equilibrio:

“Ninguna persona, ningún lugar y ninguna cosa tiene poder sobre nosotros, porque nosotros somos los únicos pensadores en nuestra mente.
Cuando creamos paz y armonía y balance en nuestras mentes, la encontraremos en nuestras vidas”. -Louise L. Hay

El mundo no olvidará tu legado. Descansa en paz

 

Imagen: http://www.louisehay.com/

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *